Acaba de entrar el Invierno oficialmente y lo que nos apetece es rutear por nuestras carreteras.

Y como no podía ser de otra manera, nos lanzamos a la aventura escapando de algunas nubes que vienen a por nosotros.

Etapas

Salimos de Oviedo por la autopista para adelantar el frente y tomamos la N-634 en Lieres. Continuamos dirección a Arriondas donde tomamos la salida hacia Cangas de Onís.

Tras ver el anuncio que la subida a los lagos se encontraba abierta, nos decidimos a realizar nuestra primera escalada, Los Lagos de Covadonga. Cuidados con las cabras y los mastines en la subida, y algunos turistas que paran en cualquier sitio para ver los animales.

Tras disfrutar de las vistas, aún con alguna nube de más, comenzamos el descenso y decidimos subir por la desfiladero de los Beyos camino al puerto de Pontón por la N-625.

Llegamos sólo a la mitad de camino pues hacemos parada a comer en La Venta de Agüera.

Volvemos un pequeño tramo hasta el Puente Vidosa, donde tomamos el desvío en dirección a Parque Natural de Ponga, una carretera con bastantes piedras que caen del lateral de la carretera, pero con buen asfalto.

Llegamos primero a Beleño y luego a Sellaño donde giramos a nuestra izquierda camino de Sevares y de nuevo a la N-634 para el retorno a casa.

Paradas

La primera en los Lagos para disfrutar del paisaje. 

Luego volvemos a parar en pleno desfiladero de los Beyos para hacer unas fotos de La Cascada del Aguasaliu.

A mencionar

Tras unas semanas bastantes lluviosas y con temperaturas agradables, se pueden ver cascadas de agua casi por cualquier parte. Además el río baja con mucho caudal, una pasada ir conduciendo y observando de reojo cómo baja el agua.


0 comentarios

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: